V

Viajar a Tailandia

Viajar a Tailandia. Wat Chakrawat y sus cocodrilos, Bangkok, Tailandia

Tailandia, antes Siam. En 1939 se pasó a denominar Prathet Thai, literalmente «País de Gente libre«. La palabra Thai también refiere al mayor grupo étnico de esta nación que halló su libertad unos 2.000 años atrás al escapar de la región china. Fue por eso que en inglés se le empezó a conocer cono Thailand (Tierra de la Gente libre) y de ahí derivó al español Tailandia. Es el único país del sudeste asiático que jamás fue colonizado por una potencia europea. Por este detalle y otros, Tailandia tiene muchas cosas únicas e interesantes. Viajando por Tailandia con nosotros te invitamos a descubrir su historia, cultura, gastronomía y más.

Un poco de historia

Por su situación geográfica, la cultura tailandesa ha estado fuertemente influenciada por la cultura india y la cultura china. La etnia Tai emigró de las montañas de Yunnan, en China, a Indochina entre los siglos V y VIII.

La península de Indochina contaba ya con población influenciada por la cultura y las religiones de la India desde la época del Reino de Funan hasta la del Imperio Khmer. Los Tai se asentaron sobre las cuencas del río Mekong y Me Nam.

Los dominios de los Tai existían desde el noreste de la India actual hasta el norte de la actual Laos y de la península malaya. En el siglo XIII los Tai se rebelaron contra el Imperio Khmer, en ese entonces dominante de la región. Los Tai ganaron y se fundó el primer reino tailandés, entonces denominado reino de Sukhothai. Durante este reino se cree que surgió la escritura tailandesa, distinta a la de sus vecinos. Sukhothai abrazó como religión el Budismo Theravada.

Wat sa si, Sukhothai, Tailandia
Ruinas del templo Wat Sa Si en el Parque Histórico de Sukhothai.

Casi que en paralelo se fundó en el norte el reino de Lan Na, con Chaing Mai como su ciudad central.

De las uniones y relaciones diplomáticas surge entre los siglos XII-XIV el poderoso reino de Ayutthaya. Para el siglo XV  ya había invadido tres veces el Imperio Khmer y saqueado Angkor (actual Camboya). Ayutthaya se volvió potencia y para principios del siglo XVI comenzó a tener relaciones comerciales con Europa. Portugal se transformó en aliado y hasta cedió soldados al rey de Ayutthaya, Rama Thibodi II.

El deseo de controlar Chiang Mai (al norte de la actual Tailandia) provocó confrontaciones constantes con el reino de Birmania (Myanmar) y finalmente Chiang Mai pasó al poder tailandés en 1570. Es entonces que los tailandeses consideran mejorar sus relaciones con los europeos y durante el siglo XVII Europa considera Ayutthaya una potencia asiática. En los siguientes siglos el pueblo siamés goza de paz y florece culturalmente. La tranquilidad termina con la invasión del reino de Birmania a el reino de Ayutthaya en 1765. Las cosas no se calmaron hasta la coronación de Rama I en 1782, rey que le puso punto final a los ataques birmanos.

Ruinas de un antiguo templo en el Parque Histórico de Ayutthaya.

En 1821 los ingleses negociaron un nuevo acuerdo comercial con el ya entonces reino de Siam. A partir de ahí comienzan una seguidillas de problemas acervados por la presencia europea. Bajo el reinado de Mongkut (1851-1868) se realizan tratados con Gran Bretaña y Francia que, aunque desiguales, permitieron el desarrollo económico de la capital Bangkok, manteniendo la independencia gracias a su capacidad de utilizar a su favor la rivalidad entre los dos países europeos. Recién en el siglo XX el reino de Siam puede renegociar los términos y condiciones para conseguir mejores tratados, pero con la pérdida de territorios en el intercambio. En este proceso nace el estado moderno de Tailandia.

En 1932 se crea la primer Constitución bajo la nueva monarquía constitucional. En 1940 por decreto el nombre del país cambia de «Siam» a «Tailandia». Tailandia participa en la Segunda Guerra Mundial como aliados de los japoneses. Cuando Japón se rinde pasan al bando de los Estados Unidos, quien empieza a influir en el país tras bambalinas. De a poco su presencia militar y las insurrecciones recurrentes se empiezan a notar como un método de Estados Unidos para hacerse con el control político. Existe la inestabilidad política hasta el golpe de estado de 1991.

En estos períodos es palpable la represión a los medios de comunicación, funcionarios e intelectuales que se opongan al gobierno. El rey de Tailandia está siempre como una figura de condición divina que solo participa en el desarrollo económico del país pero que no interviene directamente en la política tailandesa.

La crisis financiera asiática golpea fuerte a Tailandia en 1997. El país empieza a recuperarse a tropezones y eventualmente termina con otro golpe de estado en 2014 por el General Prayut Chan-o-chan, quien ha motivado restringir los derechos civiles y aumentar los casos de lèse-majesté (encarcelamiento por hablar mal de su majestad). ¿Y porque la gente no se rebela contra eso? Bueno, en Tailandia, a diferencia de otros países, la mayor parte del pueblo quería mucho a su rey. Aun así ha habido protestas a lo largo de los últimos dos siglos, más en contra de las dictaduras que del rey. Hace tan solo unos años, en el 2016, falleció el rey Bhumibol Adulyadej (o Rama IX).

Bhumibol se destacaba por sus habilidades. Era pintor, músico, fotógrafo, escritor, traductor, navegante, diseñador de botes, patentador de inventos propios (como el «sandwich» y el «supersandwich», lamentablemente sin relación alguna con la familia de los sandwiches), locutor de radio y científico.

Mural del rey Bhumibol Adulyadej, Bangkok, Tailandia
Murales del rey Bhumibol Adulyadej (Rama IX) en Bangkok.

Durante su reinado realizó, junto con su esposa, distintos proyectos para el desarrollo rural agrícola y la promoción de trabajos artesanales y artísticos, tales como el trabajo en oro y plata, con incrustaciones de damasco, esmaltados, tallado en madera, cestería con Yan Lipao (planta típica de los bosques tailandeses), bordados y tejidos. En muchos pueblos ayudaron a crear un desarrollo económica sostenible que su gente agradece hasta hoy en día con una fervorosa devoción. Cuando estuvimos en Bangkok pudimos ser testigos del luto que aún se mantenía por la defunción del amado Bhumibol a las afueras del Palacio Imperial y eso que ya habían pasado casi dos años.

Su hijo Vajiralongkorn (o Rama X), heredero al trono y actual rey de Tailandia, no cuenta con tanta simpatía. No es tan querido ni reconocido. Sucesor al trono más por deber que por placer, el pueblo parece palpar esto. Lo que más se ve son los retratos, pinturas y elementos dedicados al difunto padre, el rey Bhumibol, que opacan la figura del actual rey.

Hasta 1932 regía en Tailandia la monarquía absoluta. De ahí a hoy en el medio han tenido 20 constituciones diferentes (la última redactada en 2017) y han pasado varias veces de dictadura militar a democracia electoral, pero siempre reconociendo al monarca como jefe de estado. Según la constitución, los poderes del rey son limitados y es principalmente un símbolo de la nación tailandesa. Eso no significa que no tenga poder.

Al igual que en otros países con monarca, el rey tailandés está protegido por las leyes lèse-majesté, traducido como «lesión o agravio contra la majestad». Estas leyes indican que si hablas mal del rey corres el riesgo de terminar en la cárcel entre 3 a 15 años. Pero a diferencia de otros países, donde actualmente casi no se usa esta ley, en Tailandia desde el 2006, y a raíz de los disturbios políticos por los que ha pasado, se han registrado más de 450 casos de acusados por lèse-majesté. En su mayoría fomentados por el General Prayut Chan-o-chan que continúa como primer ministro de Tailandia. Y en esas estamos.

Cultura

Tailandia es una mezcla de culturas de Laos, Camboya, Birmania, China e India influenciadas por el Budismo Theravada, la religión principal (que de religión no tiene tanto, te contamos más en nuestro post Viviendo 3 días en el Monasterio Wat Tam Wa). El arte tailandés, muy influenciado por los motivos budistas, comparte muchas similitudes con Birmania y Laos. Para nosotros sus diseños y arquitectura son increíblemente bellos y como salidos de fábulas. La comida, al contrario, para la fama que tiene nos decepcionó un poco. Para conocer detalles sobre su gastronomía visita nuestra entrada sobre Comida de Tailandia.

Un deporte destacado de Tailandia es el muay thai, boxeo tailandés y parte de la identidad nacional. Un arte marcial bastante violento que incluso ha llegado a ser prohibido en algunos países como Estados Unidos. Otra área más moderna en la que han sabido sobresalir es el cine, especialmente el cine de terror. Una de sus películas con mayor éxito fue Shutter. Si te gustan las pelis de terror te recomendamos que la veas porque tiene una trama excelente. Mira la original, ¡no la versión estadounidense!

Pareja casándose con trajes típicos tailandeses en Ayutthaya.

Finalmente, y antes de ir con nuestro itinerario de viaje, te dejamos algunas palabras básicas a utilizar cuando estés por Tailandia, aunque muchos hablan un básico de inglés. Recuerda que como país budista existe la costumbre de saludar juntando las palmas de las manos a la altura del pecho e inclinando la cabeza y que partes del cuerpo como la cabeza son sagradas y no se tocan.

Hola – Sabadí
Adión – La kón
Gracias – Kob kum ka
Por favor – Khap (para ella), krab (para él)
Perdón – Kor Tood ka
Si / No – Chai / Mai
¿Cuánto cuesta? – Tao Rai Ka
Eso es muy caro! – Paeng Mak ka
1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9 – Nung, song, saam, si, ha, ho, ched, ped, kao
Para hacer dedo:
¿Puedo ir contigo? – Kung Chan Pai Nai?
Voy a… – Chan Pai

Wat Ming Meuang, Chiang Rai, Tailandia
El budismo Theravada es la «religión» principal de Tailandia. Templo Wat Ming Meuang de Chiang Rai.

Ruta de Viaje

Nuestro viaje por Tailandia fue circular. Desde Bangkok fuimos al norte de Tailandia por el este y regresamos por el oeste. Para contarte los detalles de cada lugar visitado te invitamos a cliquear sobre aquel que te pique la curiosidad y leer la entrada completa.

Bangkok

La capital del país y ciudad más poblada de Tailandia. Su metrópolis es caótica pero atrapante. 

Parque Nacional Erawan

No muy lejos de Bangkok se encuentra este remanso de paz con sus cascadas y lagos para refrescarse.

Ayutthaya

Se fundó en 1350 como capital del reino más poderosos de la civilización Siam, el Reino de Ayutthaya. Sobrevivió hasta la devastadora invasión birmana de 1767.

Wat Rong Khun – El Templo Blanco

Un moderno y único templo budista que comenzó a construirse en 1997 para sustituir un antiguo templo en ruina. El artista local Chalermchai Khositphiphat lo transformó en su proyecto personal.

Chiang Rai y Mae Salong

Ciudades y pueblos al norte de Tailandia con historias algo distintas al sur del país. Mucha influencia de Birmania, Laos y China.

Monasterio Wat Tam Wa

Un monasterio budista al que se puede ingresar por un mínimo de tres días para realizar un retiro espiritual entre las montañas tailandesas.

Sukhothai

Antigua capital del que fue considerado como la fundación del pueblo Tai: el Reino de Sukhothai. Descubre en sus alrededores quienes fueron los predecesores del Reino de Ayutthaya y los padres de la Tailandia actual.

Mapa de nuestro itinerario por Tailandia

Cada punto en el que estuvimos lo encontrarás marcado en este mapa descargable.

CategoriesTailandia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo Jerry Viaja - El y Ella Corriendo por el mundo detras de Jerry el gatito.logo Jerry Viaja - El y Ella Corriendo por el mundo detras de Jerry el gatito.