S

Siem Reap y los Templos de Angkor

Siem Reap y los Templos de Angkor Wat

Llegamos a la ciudad de Siem Reap desde la frontera de Tailandia como sardinas enlatadas en una camioneta compartida con otras cuatro personas. Nos esperaban para guiarnos a nuestra Guesthouse, Mantra Angkor Boutique Village. Paseamos por una Siem Reap que nos pareció normal, ni fea ni bonita, y con pocos supermercados.

Nuestra sensación general fue de servidumbre. Los habitantes de Siem Reap abrazan al turista, inyector de dinero, con una servidumbre que resulta incómoda. No es la primera vez que vemos niños trabajando en puestitos callejeros o incluso en la recepción de los locales, pero en Camboya es mucho más notable que en otros países en desarrollo que hemos pisado.

Con una vaga desazón y previo arreglo del alquiler de dos bicis para usar al día siguiente en Angkor Wat, nos vamos temprano a la cama. Estamos ansiosos por descubrir el complejo de Templos de Angkor, que representan la gama completa del arte jemer desde los siglos IX al XIV.

Historia de los Templos de Angkor

La primera dinastía de Angkor fue fundada por el rey Jayavarman II en el 802 d.C. Bajo su reinado se construyó el primer templo del complejo: Preah Ko. Hoy se encuentra en la zona de Roluos, a unos 15 km de los principales templos, y es uno de los más alejados. En esa misma zona también fue erigido el segundo templo, Bakong, por el rey Indravarman I. Este templo definiría el estilo arquitectónico de los posteriores hasta la llegada del budismo.

Se creía que el rey tenía un papel divino y cada rey tenía que construir un templo apropiado para consagrar la relación simbólica entre gobernante y divinidad. Cuando el rey muriera, su sucesor iniciaría la construcción de un nuevo templo estatal dedicado a la religión de su elección, que sería más grande y grandioso que el construido por su predecesor. A lo largo de los siglos, 28 reyes diferentes fueron añadiendo su correspondiente templo.

Empezó a crecer un enorme predio dedicado solo a santuarios sagrados, ni los reyes ni el pueblo vivían en ese lugar, conformándose con chozas en sus alrededores. Hasta el siglo XII los templos eran dedicados a dioses hindúes, principalmente Shiva y Vishnu. La construcción y organización de los templos se basaba simbólicamente en el monte Meru, una mística montaña hogar de los dioses en la mitología hindú. Por eso notarás escaleras muy pronunciadas y templos elevados. Buscaban representar el ascenso al sagrado monte Meru.

Sucesivos templos se fueron construyendo, pero es con el gobierno de Suryavarman II que entre el 1113 y el 1150 se erige el santuario más reconocido mundialmente y que toma su nombre de la antigua capital de Angkor: el templo de Angkor Wat. Cuenta la leyenda que para elegir el lugar de su construcción el rey Suryavarman II soltó un buey en la llanura y tomó como señal de los dioses el lugar donde el bovino se tumbó. El templo fue dedicado a Vishnú y es uno de los mejor conservados.

Templo principal: Angkor Wat.

Entre 1181 y 1220, bajo el reinado de Jayavarman VII, se construyeron los primeros templos budistas: Bayón, Ta Prohm y Preah Khan. Los templos pasaron a ser más horizontales y buda suplanto a los dioses hindúes en la iconografía de las paredes y estatuas. Otros templos de origen hinduista, como el de Angkor Wat, fueron reformados para ser usados como templo budista.

Jayavarman VIII sería el último en vivir el período de esplendor de Angkor. A su muerte comenzarían  las invasiones de los mongoles provenientes del norte y los siameses por el este. El Imperio Jemer comienza a menguar y en 1327, con la finalización del reinado de Srindravarman, Angkor empieza a caer en el olvido. Esporádicas ocupaciones le otorgan breves momentos de vida, pero a finales del siglo XVI todos sus templos son abandonados por completo y la selva le ganó terreno dejándolo sepultado.

El descubrimiento occidental

La existencia del mayor complejo sagrado hindú en occidente era prácticamente desconocida. El registro más antiguo podría ser las anotaciones del historiador portugués Diogo do Couto y el fraile capuccino António da Madalena (siglo XVI).

Después hay que saltar al año 1860, con el  naturalista francés Henri Mouhot. Tenía como finalidad viajar al reino de Siam (hoy Tailandia) para catalogar nuevas especies en nombre de la Real Sociedad Geográfica y Zoológica de Londres. Una versión onírica relata que el francés perseguía una mariposa cuando descubrió las ruinas y las desempolvó del armario del olvido.

La historia real es menos pomposa. La ubicación y existencia de Angkor era bien conocida por los locales y varios occidentales la habían visitado antes, incluido el padre de Henri  – Emile Bouillevaux – cinco años atrás. Lo que es real es que recién con Mouhot cobran interés los templos para Occidente y se popularizan a través de sus bocetos y evocativos relatos.

Incapaz de atribuirle a la civilización jemer que habitaba en ese momento la región, y que el  catalogaba de «bárbaros», tales proezas arquitectónicas, le atribuyó erróneamente el mérito a alguna civilización desaparecida de medio oriente confundiendo las construcciones e iconografía con estilos egipcios como los de las pirámides.

En 1866, los Templos de Angkor son retratados en fotos por el escocés John Tomson. Sus fotos terminaron de instalar en el colectivo occidental el deseo de conocerlas.

En 1993 los Templos de Angkor son declarados por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad y comienzan los proyectos de restauración y preservación.

Gastos en Camboya
Relieves en las paredes de Angkor Wat

Comprar el ticket de entrada

Donde se encuentra

La oficina de venta de tickets se encuentra exactamente en el punto opuesto a Angkor Wat. Que no te pase como a nosotros que nos enteramos casi llegando a los templos. Tuvimos que pedalear para atrás bajo lluvia y a las corridas porque íbamos justos de tiempo para ver el amanecer.

La venta en persona de tickets no está permitida por terceros. Esto significa que solo y únicamente se pueden adquirir por esta oficina. No es posible su compra por hotel, agencia de viaje u otros y no existe descuento por grupos.

Horario de boletería

El horario de boletería es de 4:30 a.m. a 5:30 p.m.

Precio

La entrada cuesta 37 USD (valido por un día), 62 USD (valido por tres días) y 74 USD (válido por una semana). Menores de 12 años pueden entrar gratis. Se puede pagar en efectivo (dólares, euros, riel camboyano o bath – moneda tailandesa -) o con tarjeta.

Hay un cajero automático en la misma oficina para retirar dinero. Para la emisión de tu entrada sacan foto de tu rosto y lo imprimen en el ticket junto a tu nombre. Hay que ir en persona para  la compra y el ticket no es transferible. Las taquillas para entradas de un día son las que se encuentran más a la derecha.

La entrada de tres días puede ser utilizada en los siguientes diez días desde su compra. La entrada de siete días puede ser utilizada en el siguiente mes desde su compra.

Actualmente ha surgido una opción de compra online en la que también se solicita que mandes una foto de tu pasaporte y dirección del hotel al que te envían la entrada (no es electrónica) pero los costos son mayores. Cuesta un día 59 USD, tres días 90 USD y una semana 103 USD.

CONSEJO
Si compras tu entrada después de las 17:00 hs automáticamente se emitirá para utilizar al día siguiente evitándote colas matinales y además te permite ingresar esa misma tarde al predio para ver el atardecer.

IMPORTANTE
 ¡Asegurate de no perder tu entrada! Una vez en el predio, si los de control te piden el ticket (lo piden constantemente para entrar a cada templo) y lo perdiste te cobran una multa de entre 100 y 300 USD.

Ticket para entrar a Angkor Wat
Ticket para entrar a Angkor Wat

Horario de apertura de los templos

  • Predio de Angkor Wat: 5:00 a.m. a 7:00 p.m.
  • Templo de Angkor Wat y Srah Srang: 5:00 a.m. a 5:30 p.m.
  • Templo de Phnom Bakheng y Pre Rup: 5:00 a.m. a 7:00 p.m.
  • El resto de los templos: 7:30 a.m. a 5:30 p.m.

Cómo llegar y moverse por Angkor Wat

Bicicleta

La más económica. Algunos hoteles incluso te la brindan gratis. Si estas en forma probablemente sea le mejor opción. En el momento del alquiler, asegúrate que las ruedas están bien infladas. También existe la opción de alquilar bicis eléctricas pero estás ya suben un poco más de precio. En el momento del alquiler, verifica que la bateria este a tope.

Tuk tuk

La ventaja de los tuks tuks es que son pequeños, contaminan menos y molestan menos que los autos y los microbuses. Usualmente puedes arreglar directo en el hostel o guesthouse para reservar uno por el día.

Buses y minivans

Existen buses grandes y pequeños privados que realizan el circuito y te permiten viajar con las comodidades del aire acondicionado. La contra es que los templos que visites y el tiempo que estés en cada uno está sujeto a la del grupo y al traffic jam.

Ciclomotor

Al tener un cilindrado mucho menor al de una moto normal se puedes alquilar sin permiso de conducir internacional. Con estas pequeñas motos puedes recorrer el complejo de Angkor Wat por tu cuenta.

Angkor Wat
Paseando en bicicleta por Angkor Wat

Recomendaciones

  • No te olvides de llevar agua. ¡Hace calor y son muchos templos para recorrer!
  • Si sos fumador podés dejar los cigarros en el hotel. Está prohibido fumar en todo el predio.
  • Verás niños vendiendo souvenirs o simplemente mendigando. Estos niños suelen ser obligados por sus padres a dejar la escuela para realizar estos trabajos porque dan más lástima a los ojos del turista que un adulto pidiendo. Evitando darles dinero o alimentos contribuyes a desalentar esta conducta y que regresen a las escuelas.
  • Aunque resulta tentador tocar los dibujos tallados en las ruinas no lo hagas. El toqueteo masivo acelera su desgaste y eventual desaparición.
  • Puede que veas monjes con sus típicas togas naranjas. Recuerda que son personas y se pueden sentir atosigadas por el constante acoso de los turistas. En todo caso, pide permiso para realizarles fotos en primer plano. Evita tocar a los monjes, especialmente si sos mujer, dado que en su cultura se toma de muy mala educación.
  • Lleva ropa que te cubra hombros y rodillas. Para el ingreso a los templos son bastante estrictos con el código de vestimenta.

IMPORTANTE
Si no usas ropa adecuada al código es altamente probable que los funcionarios de boletería no acepten venderte el ticket de entrada. ¡Cuidado con eso!

¿Dónde se ve el famoso amanecer?

La icónica foto del amanecer que siempre vez, con el estanque y el templo de fondo que incluso aparece plasmado en la bandera de Camboya es el templo de Angkor. A 800 metros de la entrada, es uno de los primeros templos. Para lograr esa foto de postal, con el estanque de nenúfares y el templo todo para ti, es necesario que estés ahí a las 5 a.m. para salvaguardar un pedazo de terreno propio. Porque como tú, habrá muchísimas más personas que van a lo mismo. Mientras más tarde llegues más difícil es estar adelante.

¿Dónde puedo ver el atardecer?

La opción clásica es Phnom Bakheng. No por eso la mejor. Esta llenísima de gente y como su estructura se encuentra endeble solo puede ingresar un número máximo por personas al templo. Esto significa que hay que estar muy temprano para asegurarte la entrada y luego un buen lugar. Nosotros caímos en la trampa y al final ni nos gustó tanto como se veía el atardecer de allí. Alternativas menos masivas son el lago Srah Srang y el templo Phnom Krom.

¿Cómo se recorre Ankgor Wat?

Existen dos circuitos. El pequeño circuito y el gran circuito. Usualmente están ambos reflejados en el mapa que te dan con la compra de la entrada. Si vas solo por un día, lo más probable es que solo tengas tiempo de hacer el circuito chico.

Aunque en el circuito chico los templos se encuentren más cercanos entre sí, es difícil visitarlos todos en un solo día.

Templos del Circuito Chico

Angkor Wat, Phnom Bakheng, Entrada Sur de Angkor Thom, Baphuon, Angkor Thom, Bayon, Terraza de los Elefantes, Phimeanakas, Preah Paliley, Terraza del rey Leper, Prasat Suor Prat, Preah Pithu, Chau Say Tevoda, Thommanon, Ta Nei, Ta Keo, Ta Prohm, Banteay Kdei, Prasat Kravan.

Templos del Circuito Grande

A los antes mencionados del Circuito Chico se añaden Preah Khan, Neak Pean, Ta Som, East Mebon, Pre Rup, Srah Srang.

Los más importantes y visitados

Son Angkor Wat, Entrada Sur de Angkor Thom, Bayon, Terraza de los Elefantes y Ta Prohm. Nuestra recomendación es que leas un poco sobre cada templo y elijas los que más te interesen.

CONSEJO
Si te interesa escapar de las masas una buena opción es realizar el circuito chico en sentido contrario a las agujas del reloj (la mayoría de los grupos lo realizan en sentido horario) y saltarte la foto del amanecer en Angkor Wat dejándo este templo para el final.

Mapa de los circuitos

Agranda la zona de Siem Reap sobre Angkor Wat y encontrarás dos líneas. La roja marca el Circuito Chico y la naranja marca el Circuito Grande.

¿Cuáles templos elegir si tengo solo un día?

Los Templos de Angkor son de un estilo y una belleza única. No solo por sus diversos santuarios con grabados de buda, deidades hindúes, reyes y pobladores. No solo por los enormes rostros tallados en piedra. También por encontrarse en ese amplio espacio verde compartido con los monos y que lo hace sentirse a uno en medio de la selva, entre la naturaleza, manteniendo el toque místico de «ruinas de una antigua civilización recién descubiertas». La realidad es que uno quiere verlo todo y es muy difícil elegir. Depende mucho de tus intereses. Nosotros te vamos a hablar de las que visitamos.

Angkor Wat

La figurita estrella, símbolo de la nación cuya silueta aparece en la bandera nacional. Construido entre 1113 y 1150 por Suryavarman II. Su nombre significa «Monasterio budista en la ciudad».  Originalmente dedicado al dios Vishnu. En el siglo XVI pasa a ser lugar de peregrinación de los budistas. Todas las superficies están decoradas con  escenas mitológicas, históricas y mundanas y de Apsaras (ninfas acuáticas de la mitología hindú). El estanque rectangular de nenúfares que rodea el templo realza su esplendor.

Banteay Kedai

Templo budista conocido como la «Ciudadela de los Monjes». Fue construido durante el reinado de Jayavarman VII y tiene un estilo similar al de los templos Ta Prohm y Preh Khan. Al ser construido con arenisca el tiempo lo ha degradado bastante y no es de los mejor conservados.

Ta Prhom

Este templo budista ha permanecido virgen a las restauraciones modernas desde su hallazgo occidental, a excepción del camino trazado en su interior para los visitantes. Estaba dedicado a la madre del rey Jayavarman VII y su primer nombre fue Rajavihara («Monasterio Real»). Hoy Ta Prhom es el reino de los árboles. Higueras, banyans, kapoks y tetrameles se aferran con sus raíces a las paredes, terrazas y piedras. El haber conservado intacta la vegetación que le ha ido devorando siglo tras siglo le otorga una atmósfera a «civilización antigua perdida» que lo ha transformado en uno de los templos más visitados. Tan así que se utilizó como escenario para las películas de Tomb Raider.

Templo de Ta Prhom en Angkor.
Árbol en el Templo de Ta Prhom en Angkor.

Angkor Thom y Prasat Suor Prat

Angkor Thom fue la última capital del Imperio Jemer. Era una ciudad fortificada construida por el rey Jayavarman VII. La ciudad tenía cinco inmensas puertas de entrada (Khleang). El camino principal va desde la puerta de entrada sur hasta la puerta de entrada norte, pasando por el recinto real de Phimeanakas, la Terraza de los Elefantes y Preah Paliley. En la encrucijada de este camino con el que va de oeste a este se observan doce torres en fila (seis en cada camino).

Las doce torres se las conoce como Prasat Suor Prat (algo así como «Torre de la cuerda floja»). Presentan grandes ventanas abiertas en cada lado y todas las puertas apuntan al oeste. Se desconoce cuál era la función de las torres. El complejo de Angkor Thom está encuadrado por un canal de agua. De las cinco entradas, probablemente la Puerta Sur sea la mejor conservada y más bonita. 

Terraza de los Elefantes

De las cinco entradas principales a Angkor Thom, una de ellas era la Puerta de la Victoria que daba a la Terraza de los Elefantes, una plataforma de 350 metros de largo construida por el rey Jayavarman VII. Se utilizaba como un gran escenario para las ceremonias públicas cuando los guerreros retornaban de ganar una batalla. El rey se situaba en el medio de la terraza  para ver la marcha victoriosa de generales y soldados En sus bajorrelieves verás grabados de garudas (pájaros mitológicos del hinduismo mitad águila mitad persona), elefantes y leones.

Angkor Wat
Terraza de los Elefantes en Angkor

Terraza del Rey Leproso

Se encuentra al norte de la Terraza de los Elefantes, al noroeste de lo que era la Plaza Real de Angkor Thom. También construido por el rey Jayavarman VII. Sus murallas tienen tallado figuras de nagas, demonios y otros seres mitológicos. Sobre la muralla había una estatua hindú de Iama, el dios de la muerte. El apodo de la estatua como «Rey Leproso» se debe al musgo que le crecía y lo fue decolorando, obteniendo una apariencia leprosa. El apodo además iba bien con los rumores de que uno de los reyes de Angkor, Yasovarman I, había padecido esta enfermedad. Actualmente la estatua se encuentra en el Museo Nacional de Phnom Penh. Se cree que la terraza podría haber funcionado como crematorio Real.

Phimeanakas

Templo hindú construido a principios del siglo X por Rajendravarman y reconstruido por Suryavarman II. Formaba parte del emplazamiento del Palacio Real. Una leyenda cuenta que lo coronaba una torre de oro en la que vivía una serpiente de siete cabezas (naga) que podía transformarse en mujer. El rey de Angkor debía yacer con ella cada noche para evitar que el desastre cayera sobre el reino. Tiene una forma piramidal segmentada en tres niveles y a los costados de sus escaleras es flanqueado por esculturas de elefantes y leones. La mitad del templo está rodeado por un estanque.

Templo de Phimeanakas, Angkor.
Templo de Phimeanakas, Angkor.

Baphuon

Construida por el rey Udayadityavarman II alrededor del 1060. Inicialmente era un templo hindú dedicado al dios Shiva pero más adelante pasó a uso budista y se le agregó un buda reclinado de 9 metros de alto y 70 m de largo. Su forma de montaña con tres niveles buscaba emular el monte Meru. El templo lindaba con el Palacio Real. El inmenso templo era muy inestable debido a que se construyó sobre terreno arenoso y para el siglo XX gran parte de él se había derrumbado. Esfuerzos conjuntos permitieron su restauración en los años 90. Es bastante amplio y de inmensa belleza.

Bayon

Fue un templo dedicado a Buda levantado durante el reinado de Jayavarman VII en el centro mismo de la antigua capital de Angkor Thom. Famoso principalmente por sus 54 torres de varios metros sobresaliendo de las terrazas, talladas con enormes rostros de Buda, serenas y sonrientes. Las torres representaban las 54 provincias del Imperio. Sus bajorrelieves narran escenas históricas, mitológicas y de la vida cotidiana. Con un aspecto increíble, probablemente sea el segundo templo más famoso del complejo después del de Angkor Wat.

Angkor Wat
Templo de Bayon, Angkor Wat

Phon Bakheng

Se localiza en una colina cerca de Angkor Thom y fue erigida por el rey Yasovarman a finales del siglo IX como un templo hindú dedicado a Shiva. Su construcción buscaba asemejar simbólicamente el monte Meru. Con el aumento de turistas este templo creció en popularidad por sus vistas panorámicas de Angkor Wat y del lago Tonle Sap, especialmente durante el atardecer. Como el templo se encuentra en situación precaria, no puede haber más de un número determinado de visitantes al mismo tiempo. Para ingresar hay que hacer fila y esperar a que alguien salga para permitir que otro pase. Después de una media hora de espera y la tentación de irnos a otro templo logramos ingresar antes del atardecer pero las vistas no colmaron nuestras expectativas. Probablemente el cansancio del día sumado a la espera en fila y la cantidad de gente fue lo que le quito su encanto, no el templo en sí mismo. Angkor Wat apenas era una figura minúscula en el paisaje de 360 grados.

Además de los templos y santuarios, también nos impresionaron los puentes de piedra para cruzar los canales, con una hilera de estatuas rematadas en una serpiente de  siete o nueve cabezas, y el enorme arco de piedra con la cara de buda que hacía de entrada a Angkor Thom.

¿Y qué más en Siem Reap?

  • Visitar el área del Antiguo Mercado (Old Market). El corazón de Siem Reap. Aquí es donde encontrará la gran mayoría de cafés, bares, restaurantes, spas, tiendas y galerías orientadas al turismo y, por supuesto, la Pub Street.
  • Pasear por la orilla del Río Siem Reap. El río atraviesa la ciudad y es un agradable paseo, que lo llevará a los hermosos jardines Royal Independece Gardens.
  • Caminar por la Boulevard Sivatha. Una de las principales arterias de Siem Reap donde encontrará de todo un poco: supermercados, tiendas de PC, impresoras, mercados, puestos de comida, restaurantes, masajistas, etc.
  • Conocer el Barrio Francés. Hogar de algunos de los establecimientos más emblemáticos de Siem Reap como el Museo Nacional de Angkor y en particular de FCC Angkor y del Raffles Grand Hotel d’Angkor.
  • Descubrir el Área de Wat Bo. Emergiendo de la oscuridad, la avenida Wat Boy sus calles laterales conectadas y el East River Road albergan una variedad de los bares y restaurantes más nuevos de Siem Reap. Muchas guesthouse y hostales también están en esta área.
  • Disfruta alguno de los tantos Mercados Nocturnos para conocer el ambiente de la noche.

Mapa de Siem Reap

Que tu visita no sea solo a Angkor Wat. Te dejamos en el mapa todos los puntos marcados para pasear por Siem Reap. Haciendo zoom en la ciudad en seguida aparecen.


¡Continúa descubriendo los rincones de Camboya con nosotros!

CategoriesCamboya

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo Jerry Viaja - El y Ella Corriendo por el mundo detras de Jerry el gatito.logo Jerry Viaja - El y Ella Corriendo por el mundo detras de Jerry el gatito.